Llegó misión de CIDH a Nicaragua en vísperas de diálogo

Por Johnny Cajina (dpa)

Hay esperanza que la presencia de la CIDH en Nicaragua ayuda mermar la represión.

HAVANA TIMES – Una misión técnica de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) de la OEA llegó el domingo a Nicaragua, en vísperas del diálogo nacional que se reanudará este lunes, informaron los obispos.

Álvaro Botero y Fiorella Melzi, dos de los cuatro integrantes del Mecanismo Especial de Seguimiento para Nicaragua (Meseni) de la CIDH, dijeron a periodistas que su agenda de trabajo comenzará este lunes con un encuentro con los obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN).

La relatora especial para Nicaragua, Antonia Urrejola, a través de su cuenta de Twitter adelantó que además del encuentro con la CEN, el equipo técnico de la CIDH empieza el mismo lunes “a asesorar a la Comisión de Verificación y Seguridad de la Mesa de Diálogo”, además de reunirse con autoridades de Gobierno y de la sociedad civil.

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, dijo en un tuit que la llegada a Nicaragua de la misión CIDH es “más necesaria que nunca” para “seguir monitoreando” la situación de los derechos humanos en el país centroamericano.

Hoy el cardenal Leopoldo Brenes, presidente de la CEN que media en el diálogo nacional, confirmó que el Gobierno y la oposición volverán este lunes a la mesa de negociaciones para intentar resolver la crisis que vive el país desde medianos de abril.

En declaraciones a periodistas, Brenes dijo que la reanudación del diálogo coincide con la llegada a Nicaragua de misiones de la CIDH y de la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la ONU (OACDH), que aportarán sus investigaciones sobre los hechos violentos ocurridos en Nicaragua.

La OACDH anunció que su misión arribará al país el martes y permanecerá en Nicaragua “el tiempo que sea necesario” para observar la situación de los derechos humanos.

El también arzobispo de Managua añadió que la llegada de estas misiones era una de las condiciones para reiniciar el diálogo, solicitadas por la oposición, que también ha exigido cesar la represión y el desmantelamiento de los grupos paramilitares que operan contra los manifestantes antigubernamentales.

Este domingo, en una entrevista publicada por el diario “La Prensa”, Mónica Baltodano, ex comandante guerrillera del Frente Sandinista, dijo que era urgente el desarme de los grupos paramilitares, garantizado por organismos internacionales, para evitar más muertos y encontrar una salida a la crisis.

“No hay posibilidades de salir de esta crisis y de impedir más derramamiento de sangre si no se obtiene, a través de estos organismos internacionales, el desarme de este ejército irregular orteguista”, expresó la ex compañera de armas del presidente Daniel Ortega durante el derrocamiento armado de Anastasio Somoza en 1979.

Baltodano, quien integró el Estado Mayor de la guerrilla que combatió en Managua contra la dictadura somocista, criticó además al Ejército de Nicaragua por “fingir demencia”, es decir, ignorar y no actuar ante los grupos paramilitares que operan contra los manifestantes que protestan contra Ortega.

Se trata de un “verdadero ejército (irregular): tiene mando, tiene estructura, tiene avituallamiento, tiene cuarteles, tiene medios, vehículos en que movilizarse, despliegue territorial y tiene armas de guerra. Es una vergüenza que el Ejército se haya mantenido en esa postura”, expresó.

Baltadano, quien hace dos décadas abandonó el partido sandinista -hoy en el poder-, aseveró que Ortega ha superado con creces “los niveles de criminalidad y represión” de la anterior dictadura, al enfrentar a manifestantes desarmados con grupos paramilitares protegidos por la policía.

Poco más de dos meses después de comenzar las protestas contra el Gobierno, la economía de Nicaragua acumula pérdidas estimados en más de 1.900 millones de dólares en turismo, construcción, comercio y finanzas, afirmó el economista Adolfo Acevedo.

En entrevista con dpa, el experto dijo que el rubro más afectado es el turismo, debido a la estampida de visitantes extranjeros desde el 18 de abril, cuando una protesta estudiantil detonó una rebelión cívica y el peor conflicto político que ha vivido el país en décadas.

Desde esa fecha, el conflicto ha dejado 212 muertos, 1.337 heridos y 505 detenidos, según el más reciente informe de la CIDH.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.