Un mal hábito que se está haciendo costumbre

Por Nike

HAVANA TIMES – Hace aproximadamente 20 años se está viendo en Cuba un producto alimenticio que se llama PELLY, también conocido como Chicotico por el olor que desprende su sabor a queso.

Desde hace tiempo los que más consumen este producto son los niños y, gracias a que los padres lo compran,  se ha convertido, junto al refresco Tukola, en el alimento más frecuente con el que acompañan sus paseos y salidas.

Me da mucha pena, porque los progenitores parecen ignorar el mal que le causan a sus hijos poniendo en sus manitas inocentes este “alimento” carente de propiedades y sin ninguna vitamina, que no es  nutritivo, ni le aportan beneficio alguno al cuerpo.

Al contrario, le aporta grasas, sal, azúcares y colorantes artificiales que son dañinas para la salud, en una edad que el niño necesita de la mejor dieta para crecer y desarrollar su cerebro, o sea, tener una buena salud, mental y física.

Yo invito a todos los padres, ¡por favor!, no le compren a sus hijos esa comida chatarra, mejor lo sustituyan por una tableta de maní, ajonjolí o de chocolate y un jugo natural, si les quieren dar un tentempié hasta llegar a casa y tener la cena que merecen.

 

 

 

3 comentarios sobre “Un mal hábito que se está haciendo costumbre

  • La cena que merecen… pero que a veces no aparece en la mesa. El Pelly es le mata-hambre por excelencia en un país donde comer se ha confertido en una odisea.

    Respuesta
  • De eso no hablan en la TV. La gente no tiene la cultura de leer los ingredientes, sé que la mayoría de las veces hay que echarle el guante a lo que aparezca, pero hay otras opciones.

    Respuesta
  • Hola amiga: Sí, los pellis son una de tantas porquerias que le venden a la gente. Los perros, la jamonada, los refrescos sintéticos, son superdañinos para la salud. En la secundaria le dan a los jovencitos pan con perro y yogurt aguado que dicen que tiene soya. Se ha creado una cultura de comida chatarra con todos esos Ditu extendidos por todas las ciudades del país. Y la gente no sabe que esta consumiendo veneno. Pero de eso no se habla.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.